EVALUACIÓN ESTRUCTURAL

Ante la sospecha de un mal funcionamiento de la estructura de un edificio, es necesario encargar una evaluación estructural.

La evaluación estructural es un diagnóstico de verificación de la capacidad portante y de la aptitud de servicio estructural de un edificio, en el que a través del procedimiento adecuado se establece la seguridad que ofrece, estableciendo en caso necesario qué tipo de intervenciones de reparación son necesarias o qué trabajos de mantenimiento deben planificarse.

OCTAU dispone de un equipo especializado con una gran experiencia en la realización de este tipo de trabajos.

En función de cuál sea la finalidad del encargo se puede realizar una evaluación estructural cuantitativa o cualitativa.

La evaluación estructural más habitual de un edificio es la verificación cuantitativa. Esta evaluación se realiza mediante un procedimiento por fases en el que se va incrementando la precisión de las hipótesis en cada fase. La precisión de la evaluación la marca el fin del encargo.

Cuando el edificio ha demostrado un comportamiento satisfactorio en el pasado y la finalidad del encargo lo permite, se puede realizar una evaluación cualitativa. Esta evaluación se basa en un diagnóstico visual de los signos y síntomas visibles en el edificio y de la información reunida por el autor del diagnóstico.

Create a free web site at www.plisweb.com